Buscar en este blog

lunes, 18 de junio de 2018

De esta manera Rusia borrará del mapa a la USS Navy


La potencia del nuevo misil ruso Kh-32 desconcierta a EEUU



Para finales de este año, los bombarderos estratégicos Tu-22M3 recibirán los nuevos misiles de crucero Kh-32. El proyectil puede ser incluso más peligroso, ya que abre posibilidades para Rusia desconocidas para el Pentágono. El columnista del medio Vzglyad Alexéi Overchuk diseccionó el tema de las capacidades del Kh-32.


Este proyectil es un producto sofisticado. El Kh-32 dispone de una gran cantidad de capacidades, lo que le posibilita desempeñar una amplia gama de misiones, como la destrucción de puentes, bases militares, centrales eléctricas y otros tipos de infraestructuras. Según el medio estadounidense The National Interest, el Pentágono carece de una respuesta adecuada a esta arma.

"Los especialistas militares estadounidenses tienen un rasgo bastante extraño. Por un lado, hablan de una amenaza enorme que proviene de los rusos y van dándole vueltas, pero, al mismo tiempo, nos subestiman. Dicen que el misil fue creado especialmente para destruir portaviones, pero… ¿solo eso?", escribió Overchuk en Vzglyad.

El Kh-32 es más potente e inteligente que su predecesor, el Kh-22. El nuevo proyectil cuenta con un alcance de 1.000 kilómetros y goza de una velocidad de 5.400 km/h. En esencia, esta arma es invencible para los sistemas antiaéreos de Estados Unidos.



Vuela a una altura de 40 kilómetros, siete kilómetros más arriba que el alcance máximo de un misil antiaéreo estadounidense, subrayó el doctor en ciencias militares Konstantín Sivkov.

Además, el Kh-32 es dos veces más rápido que su predecesor: 1.500 m/s frente a 800 m/s. Vuela a una velocidad de entre 3,5 y 4,6 mach, es decir, más rápido que la velocidad de una bala de ametralladora —cerca de 1.000 m/s—.

En caso necesario, el Kh-32 puede ser recargado con un explosivo y lanzado contra un portaviones. El alcance máximo de los aviones embarcados ronda los 700 kilómetros. De esta manera, el Tu-22M3 puede lanzar los misiles Kh-32 desde una distancia de 800 kilómetros sin exponerse a ningún riesgo.


Un ataque con el uso de 24 misiles Kh-32 contra un grupo aeronaval será fatal para el portaviones y los buques que lo acompañan.

"Si los misiles están equipados con ojivas nucleares, se hará evidente que no se trata solo de portaviones, sino de un misil invencible que puede usarse en diferentes conflictos armados y causar rangos de daño diferentes en el enemigo. De esta manera, habría que preguntarse si Estados Unidos gasta debidamente el dinero de los contribuyentes", concluyó Overchuk.

Las autoridades rusas reiteraron en numerosas ocasiones que las nuevas armas de Rusia no amenazan a los países que no tienen planes de atacarla y la doctrina militar del país tiene un carácter exclusivamente defensivo.

Inversores de Wall Street, atemorizados por una señal que se pasa por alto



Los economistas estadounidenses advierten de un posible acontecimiento catastrófico en el mercado global que sacudirá la autocomplacencia de los inversores.

Joseph Harvey, presidente y director de inversiones de Cohen & Steers, destacó, citadopor el portal Business Insider, el aumento en volumen de dólares más rápido desde 2007 en la actividad de compras apalancadas (LBO, por sus siglas en inglés), que se produce cuando la adquisición de una empresa se realiza con ayuda de una gran parte de deuda externa para alcanzar la suma necesaria.

Este tipo de actividad es una advertencia evidente del ciclo tardío, explicó Harvey en Dealogic. Y aunque el inversor admite que no tiene ni idea de cuándo se producirá la inevitable recesión, está haciendo lo que puede para resistir la turbulencia.

Su idea la comparte también Michael Fredericks, jefe de inversiones de BlackRock, que hizo hincapié en las enormes cantidades de apalancamiento que se están acumulando en el mercado de EEUU y afectan a la salud continua del ciclo actual.

Los argumentos tanto de Harvey como de Fredericks involucran a empresas de capital privado y se centran en un apalancamiento exorbitante.

Asimismo, Jim Paulsen, director de inversiones del Grupo Leuthold, expresó preocupaciones similares respecto a un riesgo creciente que podría venir de la nada y sorprender a los inversores.

JPMorgan también argumentó que los niveles récord de la deuda en EEUU son un claro indicio de un ciclo tardío. La empresa ve tiempos difíciles por delante, al menos en los mercados de crédito.

"El récord de endeudamiento de las empresas de EEUU y de algunos mercados emergentes, así como la consiguiente baja calidad crediticia (…) indican la vulnerabilidad de este mercado", dijo John Normand, director de la estrategia fundamental de activos cruzados de JPMorgan.

Mientras tanto, Normand señaló que, si bien los inversores parecen estar preocupados por las condiciones del mercado, sus posiciones aún no han empezado a reflejarlo. Lo está alimentando el ambiente de ciclo tardío.

Cuando los inversionistas ignoran las señales de advertencia y siguen temiendo perder más ganancias, pueden acabar sorprendidos. Es posible que se necesite un evento catastrófico en el mercado para despertar a los inversores de su autocomplacencia.

https://mundo.sputniknews.com/economia/201806181079673611-inversiones-catastrofe-compras-apalancadas/

Lo que le espera a EEUU si sigue jugando con China pasará antes de lo esperado



El daño que sufrirán las economías de EEUU y de China a raíz de la guerra comercial serán casi las mismas para ambos y no tendrán mucha repercusión: sus PIB anuales no se reducirán más de un 0,3%, explica a Sputnik Nikita Maslénnikov, experto del Instituto de Desarrollo Contemporáneo.

"[Ambos países están] en una situación de mucha presión. Los mercados están nerviosos y ello a pesar de que la guerra comercial entre EEUU y China se veía venir. Es posible que una vez más [EEUU y China] muestren la voluntad política de no entrar en ese escenario", explica Maslénnikov.



Sin embargo, existe también el riesgo de que la Administración Trump se envalentone a la luz de los buenos resultados macroeconómicos del país de los últimos meses y tire adelante con sus planes a pesar de las consecuencias negativas a medio plazo, añade. Aunque la alegría no les durará mucho. "La guerra comercial puede abocar a EEUU a una recesión para 2019", advierte.

"Al final podemos encontrarnos ante el escenario menos halagüeño: una nueva crisis como la de 2008 y 2009 (…) Los chinos entienden los riesgos con los que se pueden topar. No desean tener que enfrentarse a una nueva crisis porque puede ser un golpe muy fuerte, sobre todo, para la clase media", explica.

Si bien el daño para ambos países será casi el mismo, Maslénnikov reconoce que, sin embargo, los riesgos que puede traer con él, su magnitud y su alcance pueden ser un grave problema para China, ya que la economía de Estados Unidos tiene un sistema financiero bastante más desarrollado y su economía está completamente abierta e integrada en el mercado global, a diferencia de la china, por lo que el país asiático podría estar más interesado en alcanzar algún acuerdo o compromiso.

Los efectos secundarios de esta guerra de aranceles se reflejarán primero en las economías de los países de la cuenca del Pacífico, como Malasia, Indonesia, Brunéi, Vietnam, Camboya o Laos, aliados unos y otros de Estados Unidos y de China.

Las principales consecuencias a corto y medio plazo provocarán cambios sustanciales en el sistema mundial de mercados, según Ekaterina Arápova, experta en la Universidad de Relaciones Internacionales MGIMO de Moscú.

"Pueden haber consecuencias negativas para la Organización Mundial del Comercio y para las reglas y los principios que el comercio mundial establece", advierte a Sputnik.

¿Qué ocurrirá a largo plazo? La transformación de la economía china, que de un tiempo a esta parte ha ido experimentando una progresiva apertura al mundo, podría sufrir un empujón: el consumo interno del país y la promoción de los productos nacionales se convertirán en el motor principal de la economía china, prosigue Arápova.


China ahora mismo no puede imponer aranceles a la tecnología que importa de Estados Unidos porque depende de ella", añade la experta. Aunque sí tiene más margen de maniobra con los hidrocarburos y con la producción agrícola norteamericana, ya que el país tiene otros proveedores, como Rusia.

"Las medidas con las que responderá China a Estados Unidos son puntuales. Solo las aplica en aquellos sectores en lo que es posible prescindir de las importaciones estadounidenses", explica.

A ello se añade que esas mismas medidas solo se apliquen a la producción de ciertos estados norteamericanos. En concreto, a la de aquellos que votaron mayoritariamente a Donald Trump durante las elecciones presidenciales de 2016. Se trata de productos como la soja, el maíz, el trigo, el arroz, la ternera o la carne de ave, entre otros. En 2017, las importaciones estadounidenses a China de este tipo de productos fueron de 24.100 millones de dólares; el 19% de todos los productos agrícolas que importa el país asiático.

Según los datos que maneja Bloomberg Intelligence, China pagó a Estados Unidos 395 millones de dólares para importar su carbón. El país asiático dedica el 90% de ese carbón para producir acero. También le compra petróleo, pero en términos generales, el de Estados Unidos representa una pequeña parte del total si se compara con Arabia Saudí y Rusia. De ahí que los expertos consideren que sea a las importaciones de crudo estadounidense donde el país asiático se pueda permitir meter la tijera en mayor medida.

https://mundo.sputniknews.com/economia/201806181079676315-cuando-entrara-eeuu-en-recesion-por-china/

Las razones por las que la flota submarina de Rusia es superior a la de EEUU



Actualmente, la Armada rusa dispone de 72 submarinos, es decir, uno más que Estados Unidos. Kyle Mizokami, de la revista Popular Mechanics, analiza los datos de Naval Analyses sobre la Marina de Guerra rusa.

"Entre los submarinos de misiles nucleares, submarinos de misiles de crucero, submarinos de ataque y submarinos de misiones especiales y pruebas, la Armada rusa no se queda atrás", destaca la publicación.

​A diferencia de Estados Unidos, Rusia tiene submarinos de ataque tanto de motor nuclear como de diésel. Dispone de doce sumergibles Akula de las clases I, II y III, tres Schuka de la clase III y cuatro submarinos de ataque nucleares Barrakuda de las clases I y II.

Las tres clases se remontan a la Armada Soviética y la Guerra Fría, aunque algunas naves fueron construidas después de la caída de la URSS en 1991. Recientemente, Rusia ha encargado un par de submarinos de misiles de crucero de la clase Yasen que eventualmente podrían reemplazar a los viejos Oscar.

Para Mizokami, existe un submarino en esta lista que es "particularmente siniestro". Se trata del Sarov, considerado una plataforma de prueba para el torpedo nuclear Kanyon/Status-6, diseñado para atacar objetivos costeros como puertos y ciudades con una enorme cabeza nuclear de 100 megatones. Una de sus tareas es evitar las defensas de misiles de EEUU y destruir regiones costeras, según el artículo de Popular Mechanics.

En cuanto a los submarinos eléctricos diésel, Rusia tiene 21 submarinos de la clase 877 Paltus (designación OTAN: Kilo) y un submarino de la clase Lada. Los Paltus están destinados a operar más cerca de casa, en el mar Negro y el Mediterráneo. Las naves en servicio de esta clase varían desde la época de la Guerra Fría hasta barcos como Rostov del Don, encargado en 2014. La clase Lada fue construida para reemplazar a los Paltus.



De acuerdo con la publicación, Rusia tiene una flota grande de submarinos de misiones especiales. Entre los submarinos de propósitos especiales se mencionan dos plataformas flotantes basadas en los cascos de los Delta III y Delta IV para el transporte de submarinos enanos de inmersión profunda. También existen un Losharik, tres Nelmas y tres submarinos de la clase Kashalot diseñados para el trabajo de ingeniería oceánica en alta mar.

Recientemente, varios países occidentales se han preocupado por la 'creciente actividad' de la flota submarina rusa. Por su parte, el Ministerio de Defensa de Rusia ha subrayado en numerosas ocasiones que los submarinos rusos realizan todas sus operaciones de acuerdo con las convenciones internacionales y no violan las fronteras de otros países.

Los 5 submarinos más mortíferos del planeta que podrían acabar con el mundo



Expertos estadounidenses elaboraron una lista de los cinco submarinos más letales del mundo, entre ellos, hay tres modelos rusos. El ranking, publicado por la revista The National Interest, incluye tanto a los submarinos que ya están en servicio como a los que pronto se pondrán en funcionamiento.

Submarino clase Ohio

Desde 2002, es el único portador de misiles en servicio de la Marina de Guerra de EEUU. Cada submarino es capaz de tener 24 misiles balísticos intercontinentales del sistema Trident, equipados con ojivas guiadas. Cada misil puede transportar hasta doce ojivas termonucleares de 475 kilotones.



Los expertos señalan que EEUU tiene previsto mantener un total de 14 submarinos operativos de la clase Ohio. Hoy en día, cada Ohio lleva 20 misiles para una flota total de 240 Trident II desplegados. Desde 2016, nueve submarinos de la clase Ohio están desplegados en el Pacífico, mientras que otros cinco están en el Atlántico.

Submarino clase Columbia


Es una clase de submarinos nucleares estratégicos de la Armada de EEUU que está en desarrollo y están diseñados para reemplazar la clase Ohio.

Estos submarinos son un poco más grandes que los Ohio, pero llevan solo 16 misiles Trident II D5. La mayor parte del buque la ocupa un nuevo reactor, diseñado para durar toda la vida operativa del buque y un sistema de propulsión basado en un motor eléctrico de imanes permanentes.

Los autores aseguran que el submarino es extremadamente silencioso. Las nuevas embarcaciones se basan en gran medida en la tecnología de los submarinos de ataque de la clase Virginia. La construcción comenzará en 2021 y el primer barco entrará en servicio en 2031.

Submarino clase Borei

Los submarinos del proyecto 955 Borei son sumergibles nucleares rusos estratégicos de cuarta generación.

A partir de diciembre de 2017, los primeros tres buques del proyecto se incorporaron a la flota, mientras que cinco submarinos del proyecto modernizado 955A están en construcción.

En total, desde 2018 hasta 2027, se prevé construir 14 submarinos de esta clase.

"Los Borei son los submarinos de misiles balísticos más silenciosos construidos hasta la fecha", subraya el medio.

El submarino está armado con 16 misiles balísticos Bulava, cada uno de los cuales lleva hasta diez ojivas nucleares con un alcance de hasta 8.000 km.

Submarino clase Delfín
El submarino del proyecto 667BDRM Delfín (Delta IV, según la clasificación de la OTAN) está armado con 16 misiles balísticos de combustible líquido R-29RMU Sineva, cada uno de los cuales puede transportar entre cuatro y ocho ojivas.

La nueva arma principal de la nave son los misiles balísticos intercontinentales R-29RM, que cuentan con un mayor alcance (unos 8.300 km) y precisión.

El lanzamiento puede realizarse desde profundidades de hasta 55 m a una velocidad de 6-7 nudos. Todos los misiles pueden ser lanzados a la vez.

Submarino clase Yasen

Se trata de los submarinos nucleares multifacéticos del Proyecto 885M armados con 32 misiles de crucero Kalibr de doble capacidad nuclear y convencional que tienen un alcance de más de 2.500 kilómetros.

Según los expertos estadounidenses, estos buques representan "una amenaza para EEUU".

"La clase Yasen es rápida, extremadamente silenciosa y tiene sensores muy potentes. (…) Se estima que el Severodvinsk o su hermano Kazán pueden acercarse fácilmente a 2.000 km de la costa este de EEUU y realizar un ataque contra su territorio", advierte el medio.

EEUU comienza la retirada masiva de dólares



El Departamento del Tesoro de EEUU empezó finalmente lo prometido hace seis meses: el mayor aumento de deuda pública de los últimos nueve años. La semana pasada vendió una cantidad sin precedentes de 179.000 millones de dólares en títulos.

Más aún, las estimaciones de financiamiento de enero muestran que el Tesoro estadounidense espera emitir 441.000 millones de dólares en deuda comerciable neta en el actual trimestre, cantidad máxima desde la crisis de 2008-2009, cuando la Administración de EEUU estaba recaudando fondos urgentemente para salvar al sistema bancario.

La política de las autoridades financieras de EEUU tiene como objetivo atraer una considerable cantidad de dólares de los mercados para financiar el déficit presupuestario, que crecerá en el contexto de la reforma tributaria de Trump.

En lugar de reducir gastos y deficiencias, como había prometido durante la campaña electoral, Trump decidió aumentar de manera récord el déficit presupuestario, los gastos presupuestarios y la deuda pública.

Este paso provocó el descontento de los mercados financieros, los medios económicos y los pocos políticos que saben cuáles serán las consecuencias de la estrategia de cubrir el déficit con deudas para la economía en general.

Los analistas creen que el sistema financiero de Estados Unidos tendrá que someterse a una gran prueba. Últimamente, el crecimiento del rendimiento de los bonos no conduce a un aumento en la tasa del dólar, observa el diario Expert.

"Esta brecha puede llevar al hecho de que el dólar se comportará como las monedas de los mercados emergentes, es decir, de manera volátil e impredecible", concluye el medio.